Últimos temas
» ─Secret Whisper
Hoy a las 12:51 am por Yamada

» Peticiones Administrativas
Ayer a las 9:37 am por Adam

» ─The Best
Ayer a las 12:05 am por Yamada

» [NOVEDAD]¡Tenemos Tumblr!
Mar Feb 20, 2018 1:06 pm por Adam

» Afiliación Élite | Resurface RPG
Mar Feb 20, 2018 12:54 pm por Adam

» Guías para el rol: Tumblr de ayuda [Confirmación]
Lun Feb 19, 2018 1:59 pm por Invitado

» [+18] Fascinación
Dom Feb 18, 2018 6:55 pm por Eco

» Lies [+18]
Dom Feb 18, 2018 10:44 am por Yamada

» [DADOS] Ideas random ~
Sáb Feb 17, 2018 11:54 pm por SC.

a string of pearls

af. elite + brotherhood
Todos los derechos reservados. Prohibida la copia total o parcial del contenido gráfico, intelectual y códigos de este foro. Skin realizado exclusivamente por Dixinmortal (ROSHIO). Artista: Aconite.
18/36 — AFILIADOS NORMALES

─Secret Night





Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo




PERMALINK — por Yamada el Dom Ene 07, 2018 11:50 am
Ver perfil de usuario

Secret Night
penny dreadful ─ Semi-AU ─ Fantasia


Ethan Chandler
Josh Hartnett

Dorian Gray
Reeve Carney

Un encuentro que inicio cuando la luna se oculto entre las nubes. Simples palabras que sedujeron su alma.. El falso consuelo de una perdida, la atracción en forma de pecado.


╔Ⓢⓔⓒⓞⓝ Ⓒⓗⓐⓝⓒⓔ╝

La otp <3

<3:






avatar
Mensajes :
111

Puntos :
75

Volver arriba Ir abajo

PERMALINK — por Yamada el Dom Ene 07, 2018 11:51 am
Ver perfil de usuario


Ethan no comprendía de donde salió esa necesidad. Tampoco supo darle una razón al porque termino en la misma cama que Dorian. Había sido una noche difícil, dura y agria. Su cuerpo solo se movió por su cuenta, una atracción demasiada peligrosa, pero innegable. Desde que cruzaron miradas lo sintió, no era ciego y sabia apreciar la belleza en otras personas. Dorian, sin embargo, era diferente. Su voz resulto melodiosa, sus gustos extravagantes y cada palabra que salía de aquellos rosados y pecaminosos labios, eran miel ante sus oídos.

Lo sintió en su piel. El calor de sus dedos aferrarse a sus hombros, arañar su espalda como si de eso dependiera su vida. Sus besos sabían a pecado, corrupción y aun así, soñó con esos mismos labios las siguientes noches. Cada vez era más real, más vivido. Sin saberlo empezó a buscarlo con la mirada como si fuera atraído hacia el joven. ¿Qué era lo que Dorian tenía? Ethan muchas veces paso largas horas en compañía de una botella de whisky intentando descubrir el misterio de aquel hombre. La encarnación del mal, aun cuando difería mucho de lo que había visto con Vanessa  y compañía.

Lo tomo, lo poseyó y lo hizo suyo con una necesidad animal. No haya sentimiento, no había amor, pero lo toco como lo haría con la porcelana, suave y al mismo tiempo salvaje.

No era una justificación tener la mente destrozada, ni el corazón. Solo sucedió, como la serpiente tentando a Eva, Ethan sucumbió a lo prohibido y aquí estaba, frente a la puerta de la persona que lo había hecho pecar esperando por su presencia.

Lo único que lo separada de su demonio personal, era una puerta de madera.
Casa de Dorian por la tarde

╔Ⓢⓔⓒⓞⓝ Ⓒⓗⓐⓝⓒⓔ╝

La otp <3

<3:






avatar
Mensajes :
111

Puntos :
75

Volver arriba Ir abajo

PERMALINK — por Eco el Dom Ene 07, 2018 8:39 pm
Ver perfil de usuario




La vida ha pasado frente a mí en sus diferentes matices, las guerras, enfermedades, todos aquellos a los que conocía iban cayendo uno por uno mientras yo observaba. Poco a poco perdía el sentido de todo, pero siempre había algo que me sorprendía y captaba mi atención.

Siempre me ha gustado experimentar todo lo que la época me ofrece, arte, gastronomía, geografía y personas. Ciertamente me he estado topando con gente de lo más interesantes y hermosas de esas que me hacen querer saber todo, nutrirme de ellos.

Ahora quien ha captado mi especial atención es un hombre misterioso, cada vez que creo estar cerca de saber quién es hay una enorme niebla que me impide, su peculiar acento extranjero, sus pertinentes palabras y esa sabiduría que no va tan acorde a su edad, para mi ese era Ethan Chandler.

He tenido más de un encuentro con él, ambos parecemos disfrutar de nuestra compañía por lo que hoy repetiremos una vez más. Lo cite en mi mansión el día de hoy, parecía que quería saber algo sobre la señorita Ives que él desconocía ¿pretexto o verdad? Realmente me inclino más por la primera opción, no hay nada que yo pueda saber sobre ella que Ethan no conozca.

Observé mi reloj de bolsillo, conociendo la puntualidad que caracteriza a Ethan seguro ya debe estar parado frente a la puerta por lo que sólo fue cuestión de bajar aquellos escalones de mármol pulido mientras acomodaba mi traje, siempre me he caracterizado por mi perfecta presentación y quiero que así se mantenga.

Hoy le había dado el día a mi servidumbre, no quería que nadie nos interrumpiese, por lo que sólo seríamos dos personas en un lugar enorme. El corazón latía fuerte dentro de mi pecho, estaba emocionado; llegué a mi destino posando mi mano sobre la pequeña manija y al abrir la puerta ahí estaba él, aunque su semblante era algo inusual.

—Sr. Chandler, que gusto verlo tan pronto— le recibí con cordialidad y una amplia sonrisa, fingiendo sorpresa —Algo me decía que ya estaba aquí— añadí con diversión.

Hemos sido los autores de largas noches de pasión, donde nuestros más bajos instintos salían a flote, devorándonos cual bestias, el calor de piel con piel, las obscenas palabras, pero a pesar de todo seguíamos tratándonos como dos simples camaradas, era algo divertido.

—Por favor, pase, el clima no es favorable para que esté a fuera— declaré mientras me hacía a un lado para que pudiese pasar.

avatar
Mensajes :
41

Puntos :
79

Volver arriba Ir abajo

PERMALINK — por Yamada el Dom Ene 07, 2018 9:50 pm
Ver perfil de usuario


Se sorprendió al verlo. Había esperado ser recibido por algún mayordomo o alguien más, no directamente Dorian y, quizás por eso, es que no supo cómo reaccionar al saludo. Mecánicamente asintió con una débil sonrisa en sus labios, sus ojos estaban observando la forma en la que su cabello se encontraba.

─ Ya desearía yo tener ese ‘algo’ ─Ethan comenta riendo suavemente. No estaba muy seguro de a que se refería, pero cualquier cosa servía para seguirle a la conversación aun si sonaba un poco torpe y nada pensando. Él no era precisamente alguien muy conocedor, al menos no al nivel en el que se encontraría Dorian, pero estaba muy agradecido de que el hombre frente a él tuviera labia capaz de ayudarle como ahora.

Decir que estaba nervioso era poco. A veces Ethan no lograba comprender porque aún se ponía nervioso en presencia de Dorian cuando la realidad era diferente. Lo había visto desnudo sobre la cama, había saboreado cada parte de su piel y era muy buen conocedor de la forma en la que los labios del otro le robaban más que los suspiros y, pese a eso Ethan seguía manteniéndose un tanto torpe a su lado. No estaba seguro de si la situación le resultaba divertida, pero quería apostar que a Dorian si y eso no ayudaba mucho.

─ Gracias ─responde quitándose el sombrero. Al comienzo la casa (aunque ante sus ojos parece algo mucho más grande) de Dorian le sorprendía por la infinidad de retratos e incluso tiene la sensación de que lo observan, pero ahora no era más que un habito el mirarlo sin sentir absolutamente nada.

Se queda de pie en medio de la sala. Si bien ha sido Dorian quien lo ha citado, Ethan no sabe cómo proceder. ¿Debía preguntarle? ¿Sera uno de esos encuentro donde hay más que simples caricias? Ethan se despeina despreocupadamente observando a Dorian, el color de sus ojos, la suavidad de sus labios y la forma de sus manos.

Esta jodidamente perdido por el hombre que está a unos pasos de él.
Casa de Dorian por la tarde

╔Ⓢⓔⓒⓞⓝ Ⓒⓗⓐⓝⓒⓔ╝

La otp <3

<3:






avatar
Mensajes :
111

Puntos :
75

Volver arriba Ir abajo

PERMALINK — por Eco el Sáb Ene 20, 2018 10:54 pm
Ver perfil de usuario




Una vez que él entró, cerré la puerta y puse un pequeño seguro, para luego reír suavemente al escuchar sus palabras.

—Todos tenemos ese "algo", Sr. Chandler— me giré para verle, parecía algo confundido —Sólo que algunos no quieren admitirlo— añadí mientras sonreía ladino.

Sabía perfectamente que el hombre frente a mí no era un simple mortal, la fiereza con la que podía comportarse cuando estábamos en la intimidad, aquellos profundos ojos que se mostraban curiosos, reservados y depresivos, aquella energía que su presencia transmitía peri que seguro él no notaba.

Además, cualquier persona que fuera cercano a la señorita Ives no era sólo un mortal, yo mismo me incluyo en ese pequeño círculo social ya que cuento con mi propio secreto. Por estas y muchas cosas más es que me encanta esta época que estoy viviendo, me estoy rodeando de personas magníficas que sobrepasan mis expectativas, casi alcanzando la plenitud que todos anhelan.

—Por favor, acompáñeme— extendí mi mano para mostrarle el camino —Podemos seguir esta conversación en un lugar más cómodo— expliqué y comencé a caminar hacia mi lugar favorito, la sala de los retratos, confiando en que Ethan me seguiría.

Amaba ese lugar, todos esos rostros mirándome con su eterna expresión, es lo que me gustaba de las pinturas, guardaban lo mejor de cada uno por toda la eternidad; yo mismo soy la ejemplificación de un retrato, eterno, inmaculado, con la ansiedad y curiosidad de un joven, pero con la sabiduría y experiencia de un anciano.

En la sala ya tenía preparado un sillón y una mesa de centro con una botella del alcohol más fuerte, sabía que a Ethan le gustaban ese tipo de bebidas. Antes de hacer otra cosa, puse un poco de música para que se generara un poco de ambiente, no eran necesarias todas esas cosas, pero quería que él se sintiera más relajado, hecho eso fui hasta el sillón y comencé a abrir la botella.

—Y bien, Sr. Chandler— dije con voz dulce —¿En qué puedo ayudarle? — cuestioné para luego relamer mis labios discretamente. 

avatar
Mensajes :
41

Puntos :
79

Volver arriba Ir abajo

PERMALINK — por Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.